delia_blanco

Voltaire, significa un llamada permanente a la razón y al entendimiento de los contextos y de las circunstancias.  El autor de Zadig y Cándido, y sobre todo del Tratado sobre la Tolerancia dejó una obra extensa y completa , coherente y sostenida en todos sus géneros literarios, fuesen ensayos filosóficos, tragedias teatrales, cuentos cortos, manifiestos éticos, correspondencias.

Murió once años antes de la Revolución francesa de 1789, ofreciendo al pensamiento libre una arquitectura de exigencias éticas, precursoras, de reflexión y responsabilidad para hacer de nuestro espacio terrenal un mundo de libertad y de democracia.
Entrar en el mundo adulto con el referente voltairiano en la construcción de la ciudadanía, es una privilegio que nos lleva a la virtud.
Voltaire nos enseñó a medir con pragmatismo y conciencia los límites de la felicidad, peros tambien de los sueños, sin obstaculizar la búsqueda de un mundo mejor, pero con la advertencia de lo posible… Es decir evitando buscar e ilusionarse con lo imposible.
Este filósofo ilustrado lanzó al mundo antes que nadie los límites de la ilusión y del engaño, induciendo siempre la medida… Valores que marcan la educación francesa desde la infancia, pues la lengua gala reconoce en el binomio “l ésprit de mesure” la inteligencia de la medida, una alta capacidad justamente de medir cada una de nuestras acciones, decisiones, opiniones, pensamiento, antes de tirarlas al ruedo, llamando siempre a reflexionar antes de actuar y de opinar….
La complejidad del mundo del siglo veintíuno, sus amenazas permanentes por vías del terrorismo, del desamparo social, del fanatismo religioso, nos llama a responsabilizarnos de nuevo con el reforzamiento de las ideas de tolerancia, de ciudadanía, esperanza coherente para reconstruir una humanidad libre digna de nuestro maravilloso jardín terrenal.
La filosofía ilustrada, nunca fue más necesaria. El ser humano tiene que volver a aprender a pensar y para ello necesita una instrumentación, la tenemos completa en la obra de Voltaire. Invito a todos los lectores, a los padres, a los maestros, a fortalecerse con Zadig y Cándido, Es mas digo abiertamente que Cándido tendría que estar como referente obligado en la capacitación de docentes, en todas las familias y en las bibliotecas escolares y municipales. Porque es hora de construír le mejor de los mundos posibles.

Sobre El Autor

Marivell Contreras

Poeta y comunicadora dominicana. Con experiencias en medios escritos, radiales, digitales y televisivos.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.